Manjares y Bebidas > A la Carta > Por amor al chicharrón
Actualizado: 08 de mayo 2013

Por amor al chicharrón

Los chicharrones se han convertido en una parte importante de la gastronomía peruana. Al ver la carne de cerdo dorada junto al camote y la salsa criolla en el pan se nos hace agua la boca. Pero esta no es la única forma de comerlos, pues existen diversas presentaciones.
Por amor al chicharrón
Los videos aquí mostrados no son propiedad ni creación de nuestra empresa. Son extraídos de la página a la que hacemos remisión.

Si usted no está de acuerdo o está siendo afectado con el contenido de este video, puede escribirnos a mitiempo@ingeniaperu.com con un breve detalle de la situación y colocando en el Asunto (Subject) la frase "Reportar abuso".

Comer chicharrones con la familia en los desayunos dominicales se ha convertido en una de las escenas más tradicionales relacionadas a la gastronomía local.

A pesar de que los podemos preparar en casa, también es posible encontrarlos como parte del desayuno en el restaurante Don Mamino. Allí el sándwich de chicharrón está acompañado de un jugo de frutas, un tamal de pollo o cerdo y un café americano o una infusión. Por su parte, en la chicharronería El Farolito venden este producto en diversas cantidades, dependiendo del gusto del cliente.

Como parte de los piqueos, en Bohemia tenemos la 'canasta de chicharrones', compuesto de piernas de pollo con hueso, cocidos a la perfección y acompañados de aioli suave y canela china con limón. En tanto, en Pasquale Hermanos el sándwich de chicharrón con camote y salsa criolla es el complemento perfecto de un café americano. Para conocer mayores detalles sobre esta delicia, te recomendamos revisar nuestra sección más info.

¡Pide AQUÍ tu tarjeta Interbank y Vao!

Galería de fotos

Recetas

Ingredientes:

Chicharrón.

2 kilos de carne de chancho (de preferencia las costillas).
Unas ramitas de hierbabuena.
½ kilo de camote frito.
Aceite.
Sal.

Salsa criolla.

¼ kilo de cebolla picada en juliana (tiras).
½ ají amarillo sin pepas y cortado en rodajas.
Culantro picado.
2 limones.
Sal.

Preparación:

Chicharrón.

Corta el chancho en trozos de regular tamaño y sazónalos con sal y pimienta. Luego de dejarlos reposar por una hora, ponlos a hervir en una olla con agua hasta que ésta se consuma y empiecen a dorarse con su propia grasa (puedes poner en la olla un poco de aceite para lograr que se frían bien). Una vez fritos y dorados, escúrrelos.

Salsa criolla.

Sazona la cebolla con sal y enjuágala en abundante agua fría. Escúrrela y colócala en un bol, agrega nuevamente sal, jugo de limón, ají y culantro. Mezcla bien y agrégale un chorrito de aceite para que la cebolla se mantenga crujiente. Deja que repose media hora. Sirve el chicharrón con camote frito, salsa criolla y unas ramas de hierbabuena. Acompáñalo con pan.

Más info

El origen del chicharrón se encuentra en la época de la Conquista, ya que fueron los españoles quienes trajeron el chancho a nuestras tierras. En un inicio sólo se trataba de la grasa frita, pues era parte del proceso para la obtención de la manteca, sin embargo, no pasó mucho tiempo para que se descubriera su agradable sabor y sea el preferido de muchos.

Además de su protagonismo en el pan con chicharrón limeño, es también el ingrediente principal de la puca picante, plato tradicional de Ayacucho, así como en Huancayo se prepara con ají y se le conoce como chicharrón colorado. Por otro lado, en Cusco y en Huaraz se le acompaña con mote, papa y hasta chuño.

El paraíso del chicharrón es Lurín con su conocida ‘alameda del chicharrón’, llamada así porque a cada paso se encuentra una chicharronería. Llegar es muy fácil ya que se encuentra a sólo 35 kilómetros de Lima.

Cabe mencionar que el cerdo se domestica desde hace más de 5.000 años y se encuentra en todo el mundo, por ello, es una de las carnes más consumidas a nivel mundial. Este es uno de los animales que más nombres tiene: cochino, marrano, chancho, cerdo, porcino y puerco.